text.skipToContent text.skipToNavigation
background-image

Esposo Irresistible Para el hombre que quiere saber... von Cole, Edwin L. (eBook)

  • Erscheinungsdatum: 28.09.2012
  • Verlag: Gozo-e
eBook (ePUB)
10,69 €
inkl. gesetzl. MwSt.
Sofort per Download lieferbar

Online verfügbar

Esposo Irresistible

Esposo Irresistible... Para aquel hombre que quiere saber lo que su padre no supo enseñarle. Lo que las mujeres no le pueden decir. Y lo que su pastor quería decirle... pero tan solo a puertas cerradas. Dicen que el amor es ciego, sin embargo los nuevos maridos descubren demasiado pronto que las mujeres ven más allá de lo exterior... que casarse es fácil pero mantenerse casado es un desafío. Por años, los esposos se han sumergido en un mar de expectativas no satisfechas y esperanzas no cumplidas, flotando con la corriente de la cultura hacia las cascadas del divorcio con muy poca verdad en la cual anclarse para llevar un matrimonio exitoso. ¡Pero ya no más!

Produktinformationen

    Format: ePUB
    Kopierschutz: AdobeDRM
    Seitenzahl: 184
    Erscheinungsdatum: 28.09.2012
    Sprache: Spanisch
    ISBN: 9789978396179
    Verlag: Gozo-e
    Größe: 663kBytes
Weiterlesen weniger lesen

Esposo Irresistible

Capítulo 1

La Cultura es la Culpable

La culpa no es toda suya.

Esas son buenas noticias y probablemente lo último que pensaba que esperaba leer aquí. Sin duda tomó este libro porque se sentía responsable por ser un esposo. Usted asumía que tenía una lección difícil que aprender para poder nutrir el amor de su esposa o edificar un matrimonio duradero.

La verdad es, si su relación no es la mejor, no es su culpa. Pero es igualmente cierto que tiene que aprender algunas cosas para crear una relación perdurable, porque al final usted es responsable delante de Dios de ser un mayordomo o administrador de su matrimonio. Si usted escoge leer el resto del libro, se hará completamente responsable por lo que dice. Así que ya, desde el principio, se tiene que preguntar, "¿Soy suficientemente hombre para leer más allá de la primera página?"

Nosotros somos hombres. No somos ángeles. Nosotros no somos computadoras o máquinas. No somos superhombres o los superhéroes o campeones del universo. Nosotros somos simplemente hombres. Y fuimos puestos en esta tierra por Dios como mayordomos de Su creación. Todo lo que El espera de nosotros es que seamos hombres. El conoce las batallas que enfrentamos para alcanzar la hombría, para ser verdaderos hombres, especialmente en la relación con una mujer las dificultades que confrontamos mientras nos tornamos en "esposos irresistibles".

Hoy en día la mayor parte de nuestra lucha por la hombría y por nuestros matrimonios se debe a la cultura en que vivimos. La cultura está compuesta de costumbres, tradiciones, arte, música, lenguaje, literatura e instituciones. Nuestra cultura está marcada por una creciente propagación de conducta inmoral que debilita la vida familiar, promueve la falta de respeto a la autoridad y no valora la práctica de la responsabilidad personal. En la comunidad mundial, en lo que conocemos como civilización, la cultura es la culpable.

JESÚS ENSEÑÓ SOBRE CULTURA

Dos parábolas enseñadas por Cristo Jesús explican esto. 1 En la Parábola del Hijo Pródigo, Jesús describió un cuadro de la humanidad en este mundo. Jesús dijo que un hijo pródigo pidió a su padre su herencia y la malgastó en un lugar lejano. Terminó trabajando en una hacienda apacentando puercos para un gentil, el nivel más bajo para un joven judío de posición. Después de sufrir los dolores del hambre y estar cerca de la muerte por inanición, él volvió en sí y a la casa de su padre. A su regreso el padre lo recibió con gozo y con una fiesta.

La parte interesante de la historia es que no fue el diablo quien causó que el pródigo se fuera de la "casa de su padre". Satanás no aparece en ningún lugar en esta historia. El joven mismo quería irse, tomar el dinero correr y vivir la vida a su plenitud. ¿Por qué? En contradicción con el gobierno de la casa de su padre, la atracción de la cultura con todo lo que tiene que ofrecer sedujo al hijo a irse lejos. Creyendo que se estaba perdiendo las mejores cosas de la vida, el pródigo dejó su casa para disfrutar y gastar su dinero en todo lo que la cultura tenía que ofrecerle. El encontró que lo que le ofreció era algo vacío, vano e insípido. El hijo no conocía la diferencia entre libertad y libertinaje hasta que dejó al padre, "desperdició sus bienes viviendo perdidamente" (en fiestas) y se encontró solo, sin recursos, trabajando en un corral de cerdos, pasando hambre. Cuando los llamados amigos no están disponibles en el tiempo difícil, y lo mejor que puede encontrar para comer es una algarroba, usted está existiendo, no viviendo.

En la Parábola del Señor de la Semilla y el Sembrador 2 , vemos la verdad de otra manera. Un agricultor sembró buena semilla, pero una vez que la semilla es plantada, no depende de la semilla producir. Depende de la tierra hacer que la semilla produzca.

La condición de la tierra determina el destino de la semilla.

Jesús habla sobre cuatro clases de ti

Weiterlesen weniger lesen

Kundenbewertungen